martes, 17 de enero de 2017

Cómo usar el pie de ojal automático





Sabemos que para quienes están empezando a coser, hacer un ojal puede ser caótico, ya que si se hace mal se puede descoser pero la tela queda algo dañada debido a tantas puntadas juntas y la presión, y ni hablar de género finos como seda o gasa.



Por eso hoy explicaremos cómo usar el pie de ojal automático que hoy en día es compatible con casi todos los modelos de máquina de coser, y que incluso muchas veces viene como accesorio con la misma máquina.

Este tipo de pie tiene una forma rara, es alargado y tiene una especie de resortes. Uno de los extremos es ajustable, y es donde se coloca el botón que se utilizará para medir el largo del ojal.

Hay dos maneras de hacer el ojal con este pie: simple o acordonado.
Ojal simple:


Moldes unicose



Para usar este ojal necesitamos hacer unos ajustes en la máquina:
Ancho de puntada 5, largo “ojal”, y el tipo de puntada que se ve en la derecha.


moldes unicose


En el lado izquierdo del pie se necesita bajar la varilla que se ve en la foto derecha que es la que le marca el “tope” al ojal.



Ahora sí la máquina está preparada.
Para empezar se coloca la tela debajo del pie, se alinea la aguja hacia la derecha y se comienza a pisar el pedal.

moldes unicose


La máquina se guiará sola con el pie, no se necesario tirar de la tela ni empujar.
Al llegar al final, que es el mismo lugar donde comenzó, se hace un atraque para asegurar y ya se puede retirar. Recuerda “resetear” el tipo de punto antes de seguir con el otro ojal. 


tutorial de costura unicose


Ojal acordonado:

Este tipo de ojal queda con más “cuerpo” ya que lleva un cordón fino, lana fina o hilo de bordar por dentro.
La piola o cordón se coloca debajo del pie prensatela. En el extremo de atrás se pasa por una pequeña prominencia y por delante se ajusta por dos muescas tal como se ve en las fotos.



El procedimiento es el mismo que el anterior solo que esta vez el cordón se irá ubicando solo por dentro de la costura.





Lo siguiente y último será cortar el resto de los hilos y cordón y abrir los ojales. Los alfileres de los extremos sirven para evitar accidentes, como abrir demasiado y pasarse.




Y voilá, ojales listos para estrenar.
¿Cuál les gusta más?
A mí el de cordón.